La Hiena de Queretaro

La Hiena de Queretaro

Claudia Mijangos nació en Mazatlan y su infancia y adolescencia fueron felices, se caso con Alfredo Castaños y se fueron a vivir a Queretaro donde tuvieron tres hijos y ella era maestra de catecismo. Claudia comenzó a tener problemas psicológicos, por lo que su matrimonio termino quedándose ella con la custodia de sus hijos. En la escuela donde acudían los pequeños había un joven sacerdote llamado Ramon del que se rumoreaba era su amante.

El 24 de abril de 1989 al rededor de las 4:00 am, Claudia despertó escuchando unas voces que le decían que Mazatlan había desaparecido y que Queretaro estaba lleno de espíritus. Ella tomo tres cuchillos y se dirigió al cuarto de su hijo Alfredo a quien le corto la mano izquierda hasta amputársela, quiso cortarle también la derecha pero los gritos despertaron a su hermana mayor Claudia, quien al ver lo que hacia su madre trato de huir, pero la madre la alcanzo y la apuñalo seis veces, después se dirigió al cuarto de la pequeña Ana y la apuñalo en el corazón; a cada uno de sus hijos lo mato con un cuchillo diferente.

Claudia llevo los tres cadáveres a su habitación y los coloco en la cama, después trato de suicidarse cortándose el pecho y las muñecas, pero no tuvo éxito. A la mañana siguiente una amiga de Claudia llego de visita a la casa, y al ver sangre por todos lados llamo a la policía. Claudia fue trasladada a un hospital y al despertar decía que sus niños estaban dormidos y también que las voces le habían dicho que los matara.

Claudia fue diagnosticada con un trastorno mental y le dieron 30 años de reclutamiento en el centro psiquiátrico de Tepepan, donde las enfermeras cuentan que cada que hay luna llena es necesario encerrarla en una celda especial debido a que se pone muy agresiva. Nadie a reclamado la propiedad donde sucedió el asesinato, y se dice que por las noches se escuchan gritos, se ven sombras y a veces ven a un niño asomado por la ventana.

 Muchas gracias por tu visita, recuerda que cada semana estaremos con mas historias de terror para compartir en tus redes sociales, hasta mañana amigos de la web.
  • COMPARTE ESTE ARTICULO:

Leave a Reply